Hay todo un mundo que necesita a Jesucristo. Dios quiere que sean salvos y usted y yo somos los vehículos para el transporte del evangelio.

Escribe tus comentarios