8 Consejos útiles para evangelizar y dialogar en las redes sociales

La verdadera evangelización empieza con el encuentro entre dos personas: evangelizados y evangelizado, por lo que la forma en que propiciamos ese encuentro es especialmente importante.

Una vez que hemos hecho con rápido repaso sobre la manera en que podemos evangelizar en las redes, conviene hablar un poco sobre cómo dejar una huella cristiana en cada una de ellas.

Evangelizar en mucho más que compartir videos, frases, enlaces o imágenes. Es más que defender a la Iglesia y al cristianismo. Es más que estar siempre diseñando actividades que generen expectación cristiana en las redes. La verdadera evangelización empieza con el encuentro entre dos personas: evangelizados y evangelizado, por lo que la forma en que propiciamos ese encuentro es especialmente importante. Aquí van algunos consejos que espero que sean útiles:

1.- Cada vez que participemos en cualquier actividad de la red, tratemos de ofrecer contenidos u opiniones de calidad. No se trata de decir únicamente lo que se piensa, sino de sustentarlo y adecuarlo al entorno donde intervenimos.

2.- Escribir en positivo y de forma personal. Se trata de tener una actitud afectivamente positiva que propicie el encuentro.

3.- El evangelizador debe ser consciente que el evangelizado le va a enseñar muchas cosas y por lo tanto, debe respetar y valorar todo lo que nos comunique.

4.- Dejar comentarios en los lugares donde creamos que nuestras intervenciones serán enriquecedoras. No en todos lo lugares en conveniente dejar rastro de nuestro paso, pero donde lo hagamos, debemos de intentar enriquecerlo con conocimiento y afectividad.

5.- Manda sugerencias a los sitios y autores de páginas web, blogs, periódicos digitales, etc. No está mal dar ánimos y compartir impresiones con quienes trabajan solo por «amor al arte» en la red. Crear lazos de afecto y concordia es siempre positivo para todos.

6.- Haz llegar a los demás tus reflexiones de forma lo más clara y completa posible. Casi siempre conviene tardar un poco en contestar, pero hacerlo de forma que no se deje espacio a las interpretaciones personales

7.- Intenta presuponer la buena intención de tu interlocutor. Si en un diálogo lees algo que crees que es un ataque, piensa que la mayoría de las veces la sensación de ataque se debe a que nuestro interlocutor no ha sabido explicarse. Al contestar no busques el enfrentamiento directo. En todo caso, la mejor táctica es remarcar lo positivo que podamos encontrar, la mismo tiempo que matizamos lo que te parece incorrecto o inadecuado.

8.- Comparte lo que has aprendido evangelizando, con los demás evangelizadores en las redes. La unión hace la fuerza y cuando dos o más reunimos en nombre de Cristo, El está entre nosotros.

Fuente.

Escribe tus comentarios